Pinceles a dúo, por los hermanos Civieta


Aprovechando un día de asueto nos escapamos hasta la capital salmantina para ver dos exposiciones de autores diferentes y con idénticos apellidos. Eugenio y Carlos, Carlos y Eugenio; los hermanos Civieta.


Una doble exposición, en dos espacios disparejos, pero a unos pasos la una de la otra, separados por la maravillosa Plaza Mayor, esa joya barroco-herreriano-renacentista. Carlos, en La Platea, y Eugenio, en el Novelty.

Carlos exponía sus ‘Paisajes (detalles)’, una pequeña muestra de su obra pictórica. Me sorprendió ver la técnica y el formato, acostumbrado que estaba yo, ignorante de mí, a ver sus grabados de pequeño formato. No sé si es una evolución en su camino creativo o ya venía de antes, tendré que preguntar al artista. Pintura en técnica mixta con predominancia de mil y una texturas, ¡y vaya cantidad de matices y colores! No solo paisajes clásicos, también hace un guiño a algunos urbanos, más o menos abiertos o cerrados, otros más abstractos centrados en surcos y terruños de la zona (supongo yo), entornos armónicos, trazos rectilíneos, austeros, con elementos puntuales sobre los que se centra la atención del observador.



Uge nos mostraba, en las paredes del clásico y elegante Novelty, su obra ‘Clips’. Me gustó mucho la idea, el minimalismo, la geometría, la técnica y ese ‘blanco sobre blanco’, la luminosidad, la simpleza aparente, los sutiles toques para acentuar los detalles... ¡Lo que da de sí un clip en la cabeza y las manos de un artista!



Es fantástico que podamos disfrutar del arte de nuestros paisanos, u otros artistas, tomando un café y charlando tranquilamente en estos clásicos de Salamanca. Enhorabuena a los artistas y a los gestores del Café La Platea y el Café Novelty.